Preguntas más que respuestas

Cuando nos dirigimos a los niños, nos preguntamos cómo lo hacemos, cuál es nuestro propósito?
O a veces el enojo, el apuro, lo que se debe hacer invade nuestra intuición y reacción y terminamos haciendo o diciendo algo que verdaderamente no sentimos ni somos nosotros mismos en ese momento….Y cómo se sintió ese niño en ese momento?